Emilio Bueso

SÁBADO 13 DE NOVIEMBRE A LAS 12:30 H

emilio bueso

Emilio Bueso nace en la noche de Halloween de 1974 y, tras darse a conocer por sus novelas de terror, pasa a cultivar todo tipo de ficción especulativa, durante quince años y para las principales editoriales independientes del panorama español inmediato.

En su obra convergen las vanguardias como el New Weird, la fijación por lo apocalíptico y lo onírico, el realismo sucio más lírico y su condición de ingeniero para una institución universitaria, que le ha aportado una cimentación científica decisiva en cada uno de sus enloquecidos textos.

Tras publicar Noche cerrada, una historia de fantasmas de corte clásico, aparecen sus novelas Diástole, una visión rompedora de la figura del vampiro, y Cenital, una mirada apocalíptica a un futuro sin combustibles fósiles. Ambas obras fueron galardonadas con el premio Celsius a la mejor novela de fantasía, ciencia ficción y terror.

En un aparente acto de suicidio publicó Esta noche arderá el cielo, un biothriller sorprendente que aúna terror y western en los desolados espacios vírgenes de Canadá. Después dio una vuelta de tuerca al horror cósmico más lovecraftiano con Extraños eones (Valdemar, 2014), una historia sucia y desgarradora que también resultó ganadora del Premio Nocte de novela. El conjunto de sus relatos ha sido compilado en Ahora intenta dormir (Valdemar, 2015), algunos de los cuales obtuvieron en su día premios como el Domingo Santos.

A partir de 2017 comienza una nueva etapa, que dará lugar a la trilogía Los ojos bizcos del sol (Gigamesh, 2021), una actualización del sword and planet de corte biopunk que no tardará en acumular diversas ediciones y reediciones, así como una adaptación al cómic.

los ojos bizcos del sol

Subsolar (Gigamesh)

Esta edición Omnibus reúne, por primera vez en un sólo volumen en tapa dura, la trilogía de Los ojos bizcos del sol: Transcrepuscular, Antisolar y Subsolar.

Un viaje más allá del Círculo Crepuscular y del monasterio de cristal hasta el Agujero del Mundo, donde el suelo tiembla con explosiones de criovolcanes y estrellas de luces imposibles bailan alrededor de Jiangnu, la luna verde; un viaje que culmina en el Desierto del Mediodía para desafiar a la Gran Colonia y salvar a la humanidad de la asimilación y el olvido.

«Los caracoles del jardín dieron la voz de alerta. Elevaron las rádulas hacia las estrellas y bramaron al unísono».